BLOG

Tener mascotas en propiedad horizontal

Las mascotas forman parte esencial de las familias colombianas. Para tener mascotas en propiedad horizontal debemos tener en cuenta ciertas recomendaciones y pautas para hacer de su presencia un momento constante de felicidad para todos.

En Construcciones CFC nos tomamos la tarea de crear una lista de recomendaciones y cuidados que todos debemos tener en cuenta a la hora de tener mascotas en propiedad horizontal:

  • Desde el momento en que llega a tu casa, asígnale un espacio:

Desde el momento en que tu mascota llegue a tu hogar, asígnale un espacio. Así va a saber en todo momento cuál es su lugar dentro de la casa. Si bien, va a poder estar libre y va a disfrutar de todos los espacios de la vivienda, es necesario que pueda contar con un lugar donde él pueda permanecer y dormir tranquilamente.

  • Adecúa de forma eficiente tu hogar:

Tener mascotas en propiedad horizontal va a transformar la vida de toda tu familia, vas a tener infinitos momentos llenos de felicidad y aventuras a su lado. Así que, debemos tener claro que las cosas al interior de la vivienda van a cambiar, por eso, es importante que mientras este nuevo miembro de tu hogar se acostumbra a su nueva casa, tu protejas los muebles de sus garras. En el mercado vas a encontrar forros especializados para que no se deterioren o ensucien.

Una recomendación que te brindamos, es que si tienes la posibilidad, escojas tus muebles del mismo color de tu mascota, así evitarás que los pelos sean muy evidentes. Puedes comprar tapetes y alfombras para que la mugre y los pelitos se queden allí y poder aspirarlos con facilidad, de esta manera también protegerás tus pisos.

  • Enséñale a hacer sus necesidades en un lugar específico:

Si tienes una mascota que es más de casa (gato, hamster, conejo, entre otros) puedes enseñarlo a ir a un lugar determinado en tu vivienda, por ejemplo, un arenero, con el proceso de repetición el animal entenderá que ese es el lugar y en poco tiempo hará sus necesidades ahí.

Para el caso de los perros, la situación es un poco más desafiante, pero con paciencia el proceso será muy sencillo, lo primero que debes hacer es fijar un horario de salidas, lo normal es hacerlos tres veces al día para que haga sus necesidades.

¿No tienes mucho tiempo al día para sacarlo a pasear? No hay problema, puedes enseñar fácilmente a tu perro a hacer sus necesidades dentro de casa. De esta manera no importa si no tienes el tiempo suficiente o el clima no es el ideal, tu mascota podrá hacer sus necesidades cada que lo desee.

  • Disfrútalo y haz ejercicio con tu mascota:

La mejor parte de tener mascotas en propiedad horizontal es que este será un nuevo miembro en la familia, es el poder disfrutar de su presencia. Puedes pasar horas con tu mascota, él siempre estará dispuesto y feliz de compartir contigo esos momentos.

Si tienes un perro, este es el momento perfecto para que te pongas en forma, sal a dar largos paseos con él, le hará bien para gastar su energía y llegar a casa a dormir y a ti, te beneficiará tanto física como mentalmente. 

Por último, te vamos  a dejar una lista de recomendaciones para tener en cuenta y así evitar problemas en un futuro con tu mascota.

  • Lee los estatutos y reglas previamente establecidas en tu comunidad.

Por lo general, en los apartamentos y conjuntos residenciales se establecen normativas de convivencia. Los puntos relacionados con la tenencia de mascotas siempre va a ser un factor indispensable para tener en cuenta, lee el manual de convivencia y trata de tomar medidas para acoplarte a estas normas. 

  • La clave del respeto es el adiestramiento:

Adiestrar a una mascota y enseñarle a comportarse no es una opción, sino un deber que asumimos todos los que tenemos un animal. 

Este proceso es vital para la correcta crianza de la mascota y por supuesto, para con nuestros vecinos.

Si por cuestiones de tiempo no puedes hacerlo tú, lo recomendable es acudir a un especialista, él te ayudará en todo el proceso de educación de tu mascota. 

  • Evita el ladrido o aullido nocturno:

La rutina de la mascota debe estar diseñada para que queme sus energías en el día y duerma tranquilamente en la noche. Es por esto, que una correcta jornada de ejercicio evitará que tu mascota incomode a los vecinos. 

  • Recoge sus desechos:

Uno de los problemas más habituales que pueden tener los dueños de mascotas, es que hay vecinos que se quejan por los desechos del animal. Lo correcto es que evitemos a toda costa que nuestro amigo haga sus necesidades en el edificio, la entrada o la calle. Para ello, debemos entrenarlo desde su juventud y ocuparnos con puntualidad de su paseo matutino.

  • Llévalo siempre con correa y si es necesario con bozal:

En el interior de tu vivienda, la mascota puede andar libremente porque esa es tu propiedad. Pero a la hora de salir, lo correcto es llevar al perro de la correa para poder mantener control en el caso de una reacción inesperada.

  • Hazte amigo de otros dueños de mascotas:

En todos los apartamentos y conjuntos cerrados siempre hay vecinos que son dueños de mascotas, hoy es el momento para que decidas conocerlos y quien quita, en un futuro pueden llegar a ser grandes amigos.

  • Ponte en la posición de tu vecino:

Para evitar conflictos entre vecinos, lo ideal es ponernos en los zapatos de ellos, entender que no les gusta de las mascotas y buscar una solución. Recuerda, ellos están en derecho de convivir tranquilamente en su propiedad.

Si estás viviendo una situación con tus vecinos, te recomendamos que escuches sus quejas, esto permitirá tomar acciones y mejorar la situación. 

Pon en práctica todos nuestros consejos y te garantizamos que vas a tener a un compañero a tu lado por muchos años brindándote felicidad y tranquilidad.

A continuación te invitamos a conocer nuestros proyectos de vivienda, diseñados para tu comodidad y la de tu familia. 

 

Compare Properties

Compare (0)